Documento para la reactivación económica y social desde las Entidades Locales

"Imprescindibles en la atención social, desde la cercanía y en la reconstrucción de la economía de cada Gobierno Local”

El documento Pilares Locales para la reactivación social y económica de la Administración Local, de casi cincuenta páginas, recoge una propuesta construida sobre dos pilares. El primero, contempla facilitar el uso íntegro de los RTGG, Remanentes de Tesorería para Gastos Generales (que incluyen el superávit), generados por cada Entidad Local, flexibilizando parámetros como la estabilidad presupuestaria o la regla de gasto. Estos RTGG ascienden a 17.841 Millones de euros.

 

El segundo pilar exige la creación y puesta a disposición de los Entes Locales de tres fondos: 

 

1.- Fondo financiero que pueda ser destinado exclusivamente al impulso de la recuperación social y económica. Este Fondo tendría a su vez dos bloques de financiación: el primero, con un importe de 5.000 millones de euros en 2020 y una cantidad no inferior a 1.000 millones en 2021; y el segundo bloque, dotado con el 14,16% de los fondos procedentes de la UE. Se prevé igualmente que las Federaciones Territoriales de municipios y provincias reclamen a sus respectivas Comunidades Autónomas la constitución de Fondos destinados a Planes locales de choque en sus territorios.
 

2.- Fondo extraordinario para el sostenimiento del transporte público urbano que cubra el déficit generado por este servicio público que durante la crisis de la COVID-19 registró caídas de uso superiores al 90%. A estos efectos, se solicitan al Ministro de Movilidad y Agenda Urbana la constitución de dos fondos extraordinarios: uno, por importe de 1.000 millones de euros, para el transporte colectivo terrestre (autobús y tranvía) y otro, de 725 millones de euros, para el metro.
 

3.- Fondo para la colaboración de las Entidades Locales en la gestión del ingreso mínimo vital. Sobre este último, y en razón de la cuantía que se prevé para el ingreso mínimo vital, la colaboración de las Entidades Locales en la implantación y seguimiento del mismo, precisará de la aprobación de un Fondo propio. 
 

A juicio de la FEMP, se trata de dos líneas de actuación que resultan absolutamente necesarias para que la Administración Local pueda desarrollar su potencial en la lucha contra los efectos adversos de la pandemia. En su propuesta, la FEMP añade que, “una vez salgamos de las actuaciones más urgentes de lucha contra la pandemia, es prioritario sentar las bases para una reforma de la financiación local”.